Mi perro siempre está cansado: qué le pasa

Mi perro siempre está cansado: qué le pasa

Últimamente, hemos notado que nuestro perro se cansaba muy rápido cuando salíamos de paseo y, lógicamente, nos empezamos a preocupar y hacernos preguntas como “mi perro se cansa mucho”; “¿por qué mi perro parece estar tan cansado?”. Obviamente entendemos que no es normal ver así a nuestro mejor amigo. Y es que el cansancio en perros no es habitual: un perro cansado puede revelar otros problemas asociados. ¡Veamos cuáles son!

Síntomas de la fatiga en perros

Si tú también te has descubierto más de una vez pensando “mi perro se cansa muy rápido”, tienes que tener en cuenta algunas cosas importantes. Nuestros mejores amigos se caracterizan por tener una gran vitalidad, si bien existen ciertas razas de perros más perezosas que otras. No obstante, el hecho de que un perro sea más enérgico que otro no siempre responde a razones de raza o carácter, sino a causas diferentes.

Y es que nuestro perro puede estar fatigado por culpa de una dolencia desconocida que le esté haciendo atravesar estos episodios de cansancio. También es posible que el problema no proceda de una dolencia sino de una circunstancia puntual, en cuyo caso no deberíamos preocuparnos en exceso.

Por lo general, un perro cansado se distingue por presentar algunos de los siguientes síntomas:

  • Tiene jadeos.
  • Se mueve con lentitud y pesadez.
  • Llora de forma lastimera de vez en cuando.
  • Deja de olfatear a su alrededor.
  • Se rasca
  • Se acercará a ti más de lo normal.
  • Presenta un estado general de intranquilidad.
  • Se tumba durante las pausas de sus paseos.
  • Permanece postrado más tiempo del habitual.
  • Se distrae con facilidad y tarda en responder a tus llamadas.

Por qué tu perro está cansado: posibles causas

Le duelen las articulaciones

Los dolores articulares son una causa muy frecuente de cansancio en perros, como la osteoartritis canina o la displasia de cadera. El dolor que sienten les aletarga más de la cuenta y les condiciona a la hora de realizar ejercicio físico.

Si tu perro sufre alguna de estas dolencias te recomendamos utilizar la cama balukaDREAM de Baluka, un colchón de viscoelástica ergonómico y pensado para favorecer el descanso de los perros con dolores articulares. Para el nuestro ha sido un antes y un después.

pastor alemán colchón de viscoelástica con su nombre

Nuestro Colchón de Viscoelástica

cama-de-viscoelástica-para-perros-con-grandes-propiedades-destacadas
Lleva su nombre bordado
cama-de-viscoelástica-para-perros-con-grandes-propiedades-destacadas
Cuida de sus huesos
cama-de-viscoelástica-para-perros-con-grandes-propiedades-destacadas
Lo mejor para perros con displasia o artrosis
Ver Colchón

Su alimentación es deficiente

Los perros obesos sufren muchas más complicaciones de salud, como es evidente, que los perros que conservan su peso ideal. Las situaciones de sobrepeso agravan posibles problemas articulares como los que hemos descrito.

Además, aunque tu perro no esté obeso, es muy posible que la causa de su cansancio sea que no está ingiriendo los nutrientes que necesita para que su organismo funcione correctamente.

Si este fuese el caso, te recomendamos hacer uso del complejo vitamínico de Baluka, un complemento alimenticio rico en vitaminas y cúrcuma, dos grandes aliados para la salud de nuestros peludos. Vas a notar como tu peludo recupera la chispa que le faltaba.

Hace mucho calor

En ocasiones, la única circunstancia responsable de que nuestro perro parezca o esté más cansado de lo normal es, simplemente, una temperatura ambiente elevada. Su capa lipídica y su pelaje le protegen del frío, pero son un impedimento para que regule su temperatura cuando hace mucho calor.

En las épocas en las que nuestro perro esté expuesto a unas temperaturas más altas, deberíamos cuidar la climatización del hogar y tener siempre su cuenco lleno de agua.

Se está haciendo mayor

La fatiga es uno de los primeros signos de envejecimiento en los perros. Nuestros amigos encaran la etapa final de sus vidas con bastante menos energía que cuando eran más jóvenes.

Por consiguiente, si nuestro perro tuviese ya cierta edad, es posible que no le esté ocurriendo nada malo: simplemente, está cumpliendo años, y estos no pasan en balde. ¡Ya no conservan el vigor de cuando eran más jóvenes!

Tiene un trastorno anímico

Los perros también son proclives a sufrir trastornos de su estado de ánimo relacionados con el cansancio y la apatía, como pueden ser el estrés, la depresión y la ansiedad.

Estos trastornos pueden deberse a la llegada de un nuevo miembro a la familia (o a la partida de alguien a quien querían), a la mudanza a un nuevo lugar extraño para ellos, o a una nueva distribución del espacio físico en el hogar.

Digamos que estas cosas “les rompen los esquemas” temporalmente, y la sensación de fatiga puede durar hasta que se aclimaten a las nuevas circunstancias.

Se ha intoxicado

Si percibimos que el cansancio de nuestro perro va acompañado de vómitos, es posible que haya ingerido alguna sustancia tóxica. Algunas son más peligrosas que otras, y el peligro para su salud lo determinará el veterinario.

Padece alguna infección

Uno de los efectos más habituales de las enfermedades infecciosas es la sensación de letargo y fatiga. Cuando la infección se erradica, el cansancio debería desaparecer.

Los signos de un perro cansado pueden encerrar un problema de salud más grave, ser simples señales de envejecimiento, deberse a circunstancias puntuales o ponernos sobre la pista de un posible déficit en su alimentación. Por eso hemos desarrollado el complemento alimenticio de Baluka, ¡una gran ayuda para que tu mejor amigo recobre su vitalidad y energía!


Dejar un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de privacidad de Google y los Términos del servicio.